Vive ¿digital? Los desafíos de Internet en un país desigual