Organización musulmana de EEUU denuncia a Facebook ante la Justicia por prácticas engañosas

Muslim Advocates, una organización para la protección de derechos de los musulmanes en Estados Unidos, ha denunciado a Facebook ante la Justicia del Distrito del estado de Columbia, por violación del Código de Consumidor. En la demanda, la organización sin fines de lucro alega que las declaraciones de los ejecutivos de Facebook sobre la eliminación de contenido violento y de odio han inducido a error a la gente sobre sus acciones para combatir el fanatismo anti-musulmán en la red social más grande del mundo.

«Lo que estamos diciendo en la demanda a Facebook es: ‘Haga una de dos cosas: deje de mentir o haga que sus acciones se ajusten a sus declaraciones'», dijo la abogada de Muslim Advocates, Mary Bauer.

La Ley del Consumidor del Distrito de Columbia, alega el Muslim Advocates en la acción, prohíbe prácticas comerciales ilícitas, independientemente si un consumidor es, de hecho, engañado o dañado por esta práctica. O sea, no es necesario probar que los consumidores fueran concretamente inducidos al error para que una comunicación o información de producto o servicio sea considerada ilegal por la ley de Columbia. 

Entre las prácticas comerciales ilícitas previstas en la legislación (que la organización alega que Facebook realiza) están: (i) declarar que los bienes o servicios tienen una fuente, patrocinio, aprobación, certificación, accesorios, características, ingredientes, usos, beneficios o cualidades que no tienen; (ii) declarar que los bienes o servicios son de un estándar, calidad, grado, estilo o modelo particular, si de hecho son de otro; (iii) tergiversando un hecho material que tiende a inducir a error; (iv) dejar de declarar un hecho material, si tal falla tiende a inducir a error. 

La práctica ilegal estaría en la plataforma no informar que no elimina todo el contenido que viola los estándares de comunidad, las políticas y las leyes, inclusos, entre otros, los discursos anti musulmanes.

La demanda cita una investigación de la profesora Megan Squire, de la Universidad de Elon de Carolina del Norte, quien encontró que el prejuicio anti-musulmán publicado en Facebook sirve «como un denominador común entre los grupos de odio en todo el mundo».

Squire, en 2018, alertó a la compañía sobre más de 200 grupos anti-musulmanes en su plataforma. Según la demanda, la mitad de ellos permanecen activos.

Un año antes, Muslim Advocates proporcionó a Facebook una lista de 26 grupos de odio anti-musulmanes. 19 de ellos permanecen activos hoy, según la demanda. Entre ellos se incluyen grupos con nombres obvios como «Movimiento Anti-Islam», «Purga en todo el mundo» y «El Islam es pura maldad».