Observacom
Actualidad - Brasil

Consenso entre TV y telefónicas de Brasil sobre inviabilidad de modelo actual de tributación para VoD. Telefónicas demandan “simetría regulatoria” con la TV abierta.

Representantes de empresas telefónicas y de TV abierta coincidieron en que el modelo actual de tributación al fondo audiovisual CONDECINE para sus servicios de video bajo demanda (VoD) prestados a través de Internet resulta inviable. Además, desde Claro Brasil demandaron “simetría regulatoria” en relación a las empresas de TV abierta que ofrecen su programación lineal a través de Internet.

Según Marcelo Bechara, Director de la Asociación Brasileña de Emisoras de Radio y Televisión (ABERT), el modelo actual de tributación de VoD, denominado CONDECINE “Otros Mercados” por el cual los prestadores aportan para la promoción del audiovisual nacional por cada título de su catálogo, “ya estaba mal” desde 2001, cuando se estableció a través de la Medida Provisoria 2.228 de ANCINE. Desde la perspectiva de Bechara, la normativa tendría que ser anulada a la espera de la implementación de un nuevo modelo.

En la misma dirección apuntó Fernando Magalhães, Director de Programación de Claro Brasil, quien consideró que varios títulos disponibles en las plataformas de VoD no conseguirían facturar lo suficiente para soportar el costo tributario establecido.

Además, Magalhães cuestionó las asimetrías regulatorias en relación a las empresas de TV abierta que ofrecen su programación a través de Internet. Para el representante de Claro Brasil, al brindar servicios lineales las emisoras se convierten en prestadores de telecomunicaciones. Por ende, según lo que establece la Ley de Servicios de Acceso Condicionado (Ley SeAC), no podrían brindar contenidos ya que la normativa prohibe que los distribuidores sean a su vez programadores y viceversa.

Cabe recordar que las discusiones sobre una nueva regulación que alcance a los proveedores de servicios audiovisuales en Internet comenzó durante la presidencia de Dilma Rousseff. En 2015, ANCINE aprobó una serie de directrices -luego detalladas en un documento más amplio difundido en 2017-, en las que se recomendaba la obligación de inversión en contenidos independientes y el establecimiento de cuotas para obras brasileñas, entre otras cuestiones. Con el cambio de autoridades al frente del Ministerio de Cultura y de ANCINE, la discusión quedó reducida a la cuestión tributaria exclusivamente.

Durante 2018, el Consejo Superior de Cine (CSC) mantuvo una serie de reuniones con el objetivo de elaborar un documento consensuado con una propuesta regulatoria para entregar al Ministerio de Cultura. Sin embargo, no se logró una posición común.

La única propuesta aprobada de forma unánime en el CSC fue el establecimiento de un modelo de tributación híbrido para que los operadores de servicios VoD aporten al fondo audiovisual. Este modelo permitiría que los proveedores elijan si desean aportar a partir del tamaño de su catálogo o mediante una tarifa plana por cantidad de suscriptores o transacciones.

El Superintendente de Fiscalización de ANCINE, Eduardo Carneiro, aseguró que la propuesta está a la espera de definiciones del gobierno de Bolsonaro, que determinará si la iniciativa se emite como Medida Provisoria o se envía al Congreso como un proyecto de Ley.

ENLACES RELACIONADOS:

Presidente de ANATEL Brasil pidió modificación de la Ley de TV paga para permitir la propiedad cruzada

Asociaciones de radiodifusión en Brasil demandan cambios para equiparar reglas con las empresas tecnológicas

Notas relacionadas

Reconocer, estudiar, controlar y limitar la concentración mediática

Observacom

Edison Lanza: “hiperconcentradas” compañías de Internet son “gatekeepers del debate público” que deben adoptar estándares de DDHH

Observacom

Multa millonaria a Google y YouTube por violar la privacidad de menores en los canales infantiles de YouTube

Observacom
... (en este espacio hay varias líneas de código de programación personalizado)